11 may. 2016

NO TRANSAR: POR UN MOVIMIENTO NACIONAL EN DEFENSA DE LA EDUCACION PUBLICA


POR UN MOVIMIENTO NACIONAL EN DEFENSA DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA, 
HACIA UN NUEVO ESTUDIANTAZO

Las universidades nacionales no escaparon al ajuste que viene aplicando el macrismo.
El presupuesto 2016 para el sector, votado en noviembre 2015 por la gestión anterior, ronda los $52.000 millones y representa un 30% de aumento respecto del año anterior. Con una inflación proyectada en no menos del 40%, una devaluación del 60% y los brutales tarifazos, esta cifra representa un recorte presupuestario de hecho. La gravedad de la situación hace peligrar el funcionamiento de facultades y dependencias enteras hasta el final del año, lo que llevó a que incluso rectores afines a Cambiemos tuvieran que reclamar una “ayuda” urgente al gobierno: los $500 millones de adelanto son una migaja que difícilmente logre descomprimir.
La paritaria docente va en la misma dirección. La propuesta insultante de aumento en cuotas, la segunda de las cuales se cobraría en enero del año que viene, unificó de hecho a las cinco federaciones docentes contra la oferta del gobierno. El alto acatamiento de los paros muestra que el reclamo está instalado entre los profesores.
En este marco, de por sí conflictivo, el movimiento estudiantil viene pidiendo pista. El costo de vida hace cada vez más difícil el sostenimiento de una carrera universitaria: el reclamo del boleto estudiantil va en el camino de paliar esta situación, por eso es justo y masivo. A la vez le pone el cuerpo a las clases públicas que se reproducen en la UBA, Rosario, Córdoba, La Plata, Comahue y Nordeste, entre otros puntos del país.
Todo esto forma parte de un malestar social que se expresa en luchas de sectores que, si en noviembre le “prestaron” su voto al PRO, hoy perdieron su expectativa en el actual gobierno. De esta forma, las nuevas broncas asoman sobre el piso que dejaron las peleas de los últimos años. No estamos frente a un “avance de la derecha” sino todo lo contrario: atravesamos un período de crecimiento veloz de las luchas, con una fuerte ofensiva de los trabajadores y el pueblo. Así quedó expresado desde la movilización de ATE el 24/02 hasta la concentración de las CGT el 29/04 -más allá de las intenciones de sus convocantes-, pasando por un inmenso y masivo 24 de Marzo: esta es la medida de la lucha de masas actual.
La marcha nacional al Ministerio de Educación debe ser el punto de partida para poner en pie un movimiento nacional por la defensa de la universidad pública. Que vaya a fondo en la pelea por el aumento presupuestario para el funcionamiento de las facultades y para resolver las necesidades de los estudiantes y las demandas salariales de los docentes. Que defienda el acceso irrestricto a la universidad como derecho del pueblo. Que se oponga a la privatización del conocimiento que implica la injerencia de los monopolios y las multinacionales como Monsanto, La Alumbrera, Chevron, AG Deheza, Roemmers, etc, en los planes de estudio y las instalaciones universitarias. Que haga confluir la lucha de los estudiantes con la pelea que vienen dando los trabajadores y el pueblo contra el ajuste.
El movimiento estudiantil y universitario tiene que mostrar con contundencia cuál es la fuerza que tiene. La lentitud de los tiempos parlamentarios, legales y judiciales resulta un obstáculo para el desarrollo de esta lucha: es necesario volcar la rebeldía hacia las aulas y las calles, con marchas, actos, cortes, clases públicas y tomas de facultades. La lucha universitaria puede darle un cachetazo severo al plan de ajuste del macrismo.
La situación reclama un nuevo Estudiantazo que aporte a la rebeldía popular. Trabajemos para desarrollarlo.
PRML, 10/05/2016
MARCHA EDUCATIVA NACIONAL EL JUEVES 12/05 A LAS 16:30HS DE PLAZA HOUSSAY AL MINISTERIO DE EDUCACIÓN EN CABA

Órgano de prensa del PRML

No hay comentarios.: