28 jun. 2007

PARAGUAY: MOVIMIENTOS SOCIALES RECLAMAN UN BANCO DEL SUR ACORDE CON LOS DERECHOS Y NECESIDADES DE LOS PUEBLOS

Asunción del Paraguay, 27 de junio de 2007









Centenares de movimientos, redes y organizaciones sociales de todo el mundo presentaron hoy a los gobiernos involucrados en la creación del Banco del Sur, una Carta Abierta donde expresan sus esperanzas y reclamos respecto a este paso que según expresan, “puede representar un enorme paso y oportunidad para América Latina y el Caribe como así también, otras regiones del Sur.” La Carta Abierta estará presentada formalmente a los gobiernos como parte de la acción de la “Cumbre de los Pueblos Del Sur” que sesiona en Asunción entre el 27 y el 29 de junio.


Con las firmas de articulaciones regionales como la Alianza Social Continental, Jubileo Sur/Américas, la Coordinadora Andina de Organizaciones Indìgenas, la Red de Mujeres Transformando la Economìa, SEPLA, y la Red Latinoamericana de Deuda y Derechos Humanos, entre otras, y destacadas personalidades como el Premio Nobel de la Paz Adolfo Pèrez Esquivel y el ex-Ministro de Energía ecuadoriano, Alberto Acosta, la Carta Abierta señala que el Banco del Sur “debe formar parte de una respuesta regional unitaria, junto con la creación de un fondo de estabilización del Sur, una moneda común regional, la realización de una auditoria de las deudas y el no-pago de las deudas ilegítimamente exigidas a los países” de la región.


Resalta además, el reclamo de las organizaciones sociales de que se habilite mecanismos de información, transparencia, participación y control ciudadano con relación al funcionamiento del Banco; que el Banco integre su capital accionario y dirección en forma igualitaria entre los países miembros; que defina que sus asignaciones crediticias serán para el fortalecimiento del sector público y social, brindando prioridad a la redistribución de la riqueza y la protección del medioambiente, contribuyendo a superar las asimetrías existentes y rechazando el apoyo a proyectos como el IIRSA u otros megaproyectos o inversiones extractivas, contaminantes o socialmente excluyentes que no cuentan con el consentimiento ni llevan al beneficio de las poblaciones afectadas.

“El objetivo central del Banco del Sur debe ser la promoción del desarrollo propio, a la vez soberano y solidario, de los países miembros y de toda la región – aseveran las organizaciones en su Carta – Desarrollo definido como el despliegue de los atributos, recursos y pontenciales de las personas, las comunidades y los pueblos, que no puede hacerse sin que ellos mismos sean sus protagonistas principales.”

No hay comentarios.: