11 ene. 2009

UN HUELGA DE HAMBRE EN LA PUNA

Vecinos de La Quiaca reclaman atención social

Por Carlos Rodríguez
Desde Mar del Plata

Desde la mañana del próximo martes 13, cerca de 400 pobladores de la ciudad jujeña de La Quiaca comenzarán una huelga de hambre "hasta las últimas consecuencias", para reclamarle a los gobiernos municipal provincial y nacional "medidas urgentes para dar trabajo digno, tierras y planes sociales" a mil quinientas familias que "sufren la pobreza extrema, el hambre y la desnutrición". El anuncio y la denuncia de esta situación fueron realizados ayer, en esta ciudad, por miembros de la Multisectorial de Jujuy, acompañados por el Premio Nobel Adolfo Pérez Esquivel y por el cura párroco de esa localidad jujeña, Jesús Olmedo.
Pérez Esquivel y Olmedo reclamaron "la urgente intervención del gobierno nacional, que todavía no ha dado ninguna respuesta". "Esta presentación la hacemos en una ciudad a la que llaman 'la Feliz' para hacerle ver al país que hay otras ciudades de la Argentina que no tienen la posibilidad de ser felices", expresó el Premio Nobel. Estuvieron presentes los delegados de la Multisectorial Yolanda Domínguez, Gonzalo Burgos y Rafaela Camino, quienes expusieron los principales reclamos: "Queremos terrenos para la construcción de viviendas sin intermediación municipal y con mano de obra de las organizaciones sociales; incrementos en las ayudas sociales a través de los distintos programas; cupos de becas para estudiantes de los tres niveles; viabilización de los proyectos productivos presentados por la Multisectorial; financiamiento para los comedores de las organizaciones sociales; reincorporación inmediata de los empleados municipales injustamente despedidos y obleas de habilitación por parte del municipio para taxis y remises para que puedan trabajar".
En la reunión de prensa se hizo hincapié en la demanda para que "se encuentre y se castigue" a los responsables de la represión policial que los pobladores reunidos en la Multisectorial sufrieron el 6 de junio pasado en la municipalidad de La Quiaca y en una marcha posterior a Jujuy. Los delegados dijeron que la huelga de hambre la van a hacer "mujeres que tienen hijos y que están dispuestas a cualquier sacrificio por el futuro de sus niños" y también "madres solteras o jóvenes que se reciben de padres y que no pueden conseguir un trabajo digno".
Olmedo recordó un poema de León Felipe, que en uno de sus versos dice: "Yo sólo sé lo que he visto y he visto que la cuna de los niños y las niñas la mecen con cuentos, que el dolor de los hombres y las mujeres lo ahogan con cuentos, que el grito de angustia de los hombres y las mujeres lo taponan con cuentos". Interpretó que "ahora, con la crisis financiera, nos están metiendo muchos cuentos. Los mismos que se han robado la plata han demandado más plata y todo el mundo quiere salvar las empresas, los bancos, las financieras. ¿Quién ha escuchado, en medio de la crisis financiera, el dolor de estas mujeres y de este pueblo?".
En la reunión se pidió que parte del plan de obras públicas anunciado por el Gobierno se desarrolle en La Quiaca y otros lugares de Jujuy.

No hay comentarios.: